922 378 400

El área de Derecho Social sigue ofreciendo servicios pioneros en su apuesta por la mejora de vida de las personas más perjudicadas por la situación provocada por la pandemia 

El Ayuntamiento de Puerto de la Cruz continúa desarrollando proyectos que vienen a subrayar su implicación para dar respuesta a las necesidades de las personas más vulnerables del municipio. Bitácora es un proyecto de innovación social pionero en las Islas Canarias para conocer, estudiar y orientar a todas aquellas personas que están en una peor situación y que se han visto más afectadas tanto en el ámbito emocional, laboral como económico dada la situación provocada por la emergencia sanitaria.  

El alcalde que presento el proyecto junto al concejal de Derecho Social Jonás Santana, subrayó el trabajo que hay detrás de este nuevo servicio que lleva aparejado un proceso de orientación sociopersonal para dotarles de nuevo de las herramientas para revertir su situación. “Reivindicamos el papel de las administraciones públicas para que sirvan de brújula y de timón a la vez para que estas personas que necesitan de ese empujón lo encuentren en su administración más cercana”.  

Desde el Ayuntamiento se tiene muy claro que Bitácora tiene que estar muy pegado a la realidad de todas y cada una de las personas a las que se dirige, “con especial énfasis en la necesidad de crear vínculos sociales que restablezcan la herida provocada por la pandemia y tejan una red más fuerte y mejor preparada para dar la respuesta que necesita la ciudadanía portuense después de estos meses tan duros que por desgracia aún desconocemos cuánto tiempo se alargarán por lo que debemos estar preparados para todos los escenarios posibles”, remarcó el alcalde.  

Santana, por su parte, quiso hacer hincapié en el desarrollo de estrategias que hacen de Bitácora un recurso más necesario para no sólo detectar situaciones sociales complejas sino también para crear redes de apoyo que informarán por los canales adecuados sobre familias vulnerables que requieran de la intervención de la administración. “Somos muy conscientes de las secuelas que está dejando esta crisis inédita y por ello ofrecemos nuevas vías de actuación porque ante situaciones nunca antes vista necesitamos de actuaciones novedosas y urgentes”. 

Además, Bitácora responde a la necesidad social que se expresa en situación de máximo estrés y ansiedad en una población castigada por estos meses de pandemia. “Vamos a poner a disposición un equipo de apoyo, seguimiento e intervención formado por educadores de calle que sirvan de nexo de unión entre los distintos servicios municipales y las personas que requieran de su ayuda y auxilio”, explicó el concejal.  

Los objetivos del proyecto se centran de forma prioritaria en conocer de cerca la problemática existente provocada por la emergencia sanitaria que ha herido de una forma nunca antes vista el tejido social del municipio. “También vamos a recopilar una información muy valiosa para proponer recorridos formativos para desarrollar las capacidades y habilidades individuales de las personas que formen parte del proyecto”.  

Bitácora forma parte del esfuerzo por parte del municipio para reforzar desde marzo todos sus recursos para dar respuesta al incremento de la demanda de ayudas sociales provocada por la crisis sanitaria. Este refuerzo ha permitido disminuir de manera drástica los tiempos de respuesta para satisfacer las peticiones que llegan al Ayuntamiento para apoyar a aquellas familias que lo están pasando peor y donde ahora Bitácora ofrecerá este seguimiento y apoyo para que esta crisis provocada por la pandemia tenga una respuesta más personalizada ante la situación vigente.  

X